Las 10 cosas que no deben faltar en tu sala de póker

El póker es un juego social que puede ser jugado entre amigos compartiendo unas copas los fines de semana o de manera profesional con desconocidos en alguno de los mejores casinos físicos del mundo. También, cómo no, se puede jugar online a través de alguno de los múltiples operadores de casino que ofrecen las diversas modalidad de póker a través de Internet.

Debido a que en tu casa te puedes poner cómodo, prepararte tu comida o tu bebida favorita, hemos decidido señalar algunos de los elementos que no deberían faltar en una sala de póker. Contar con la mayoría de ellos te permitirá disfrutar de una experiencia de juego mucho más satisfactoria.

Imprescindibles en una sala de póker

Ya sea en un casino físico, jugando online o en una timba entre tus amigos, ten en cuenta estos consejos para disfrutar de una experiencia de juego todavía mejor.

1. Un buen bar

En cualquier casino del mundo, el bar es igual de importante que las mesas. Los emprendedores saben de la importancia de dar de beber bien a sus jugadores para que se sientan cómodos en las largas partidas de póker. Si eres el jugador, ojo con el alcohol que nos puede jugar malas pasadas si se nos va las manos. En cualquier caso, tomar una copa con moderación mientras se juega no debería general ningún problema.

2. La comida, clave

El sándwich se inventó porque el Conde Sandwich era un apasionado de las cartas y no se quería levantar de la mesa. Sigue su ejemplo, prepara algo de comida fácil de comer con las cartas en la otra mano mientras juegas online.

3. Deportes y cartas, combinación perfecta

En ocasiones, las manos de poker pueden alargarse en el tiempo más de lo que uno desea. Para evitar desaprovechar ese tiempo "muerto", no resulta mala opción tener una TV encendida mientras se retransmite algún evento deportivo en directo. Esto hará el juego mucho más entretenido.

4. El móvil, siempre cargado

Las partidas de póker a veces se vuelven interminables. No queremos que nadie se levante de la mesa porque tiene el móvil descargado y la mujer o el marido no sabe dónde se encuentra. Los cargadores USB son un buen extra para que la gente se sienta cómoda.

5. Mesas de 9 manos en el Texas Hold’em

A veces, jugar en mesas de 10 manos al Texas Hold’em se puede volver una pesadilla. Muchas veces tenemos que esperar demasiado y nos podemos impacientar. Por ello, jugar en mesas de 9 manos sin límites puede hacer el juego más trepidante.

6. Cartas y fichas nuevas

Esto no pasa en la mayoría de los buenos casinos del mundo, pero no está de más comentarlo. Las cartas es la principal herramienta de juego en un casino, así que deben estar en perfecto estado. Lo mismo ocurre con las fichas, que de pasar de mano en mano, a veces están sucias o en mal estado. Son nuestra herramientas de juego, así que cuídalas.

7. Croupiers profesionales

Si las cartas son importantes, no lo es menos el croupier. Uno profesional, que entienda a los jugadores y el juego es clave para pasar una velada divertida con el póker

8. No exagerar con las propinas

Dar propinas a los camareros y a los croupiers es una práctica acertada y, digamos, que conviene hacer. Sin embargo, no se debería exagerar con dichas propinas, especialmente si el croupier no ha sido excesivamente profesional.

9. Todo un equipo a nuestro servicio

El casino no está sólo formado por los croupiers, sino que hay mucha gente trabajando en el mismo. El personal de la sala debe ser agradable y respetuoso con la clientela. Esto ayudará a que los jugadores se sientan cómodos y disfruten del día.

10. Ser caballeroso entre jugadores

No todo depende del casino, sino que los jugadores deben comportarse como caballeros. Tanto si se gana como si se pierde, algo que sucederá en cualquier partida de póker, no se deben perder las formas en la mesa.

Ir a la barra de herramientas