Curiosidades sobre el Blackjack

El Blackjack es de los juegos más buscados por los usuarios de casino, por ende, de los más juegos de cartas más jugados del mundo.

Esto lo convierte en una fuente interminable de secretos, historias y mitos, tales como el origen de los “zapatos” para repartir, los contadores de cartas o su nacimiento en Francia, todos detalles dignos de conocer.

En Apuestas-Deportivas casino hemos enumerado algunas de estas historias para que no te quedes fuera de los secretos más divertidos de este cautivante juego de casino.

Un nombre Born in the USA

Se supone que el origen de este juego data de la Francia de 1700. Es por eso que jugadores franceses a menudo se refieren al Blackjack como Vingt-et-un (veintiuno).

Sin embargo, existe una versión muy parecida del juego. Dicha versión aparece mencionada como Veintiuna a principios de 1600 en el libro Rinconete y Cortadillo, escrito por el archiconocido escritor español Miguel de Cervantes.

En la actualidad, se cree que el nombre 'Blackjack' fue acuñado en los casinos estadounidenses. Originalmente, si se conseguía una mano con el As de picas junto con la Jota de picas o la Jota de tréboles, se denominaba "Blackjack" y esto le otorgaba al jugador un pago de 10 a 1.

Lamentablemente, esta tentadora oferta se canceló paulatinamente a medida que iba atrayendo a más usuarios. Sin embargo, parece que fue tan fuerte el impacto que el nombre permaneció.

Conteo de cartas

Edward Thorp publicó en 1962 el libro Beat the Dealer, revolucionando el mundo del Blackjack. Este trabajo demostró que se pueden revertir las probabilidades y ganar el juego con a través de la habilidad.

Esta innovación inspiró al legendario Lawrence Revere a crear sus propias estrategias de conteo de cartas, las cuales resultaron tan efectivas que Thorp le devolvió el favor insistiendo en que las técnicas de Revere aparecieran en la siguiente reimpresión de Beat the Dealer. Desde entonces, Thorp se ha convertido en un administrador de fondos de cobertura muy exitoso.

Tiempo después, Al Francesco leyó el libro y aprendió en profundidad las técnicas de conteo de cartas de Thorp y Revere. Al principio, tuvo dificultades, pero luego conocía tan bien la estrategia que comenzaron a prohibir su ingreso a los casinos.

The Big Player
Foto: Amazon

Fue entonces cuando se le ocurrió el concepto de juego en equipo. Se trataba de unir equipos de siete personas, donde seis jugadores operarían como 'contadores'. Estos enviarían señales al 'Gran Jugador' cuando una mesa en particular pudiera tener un número significativo de cartas altas o bajas, para entonces decidir entre apostar fuerte o hacer apuestas conservadoras.

Al Francesco y su equipo tuvieron mucho éxito durante seis años, hasta que el éxito de ventas de Ken Uston en 1977, The Big Player, reveló todos sus secretos. Los siguientes equipos de conteo de cartas de renombre siguieron las reglas básicas establecidas por Francesco.

Quizás el equipo de conteo de cartas más famoso sea el MIT Blackjack Team, que estaba formado por estudiantes del Instituto de Tecnología de Massachusetts. Inicialmente sin éxito, el equipo se transformó después de que Bill Kaplan se uniera, quien fue invitado tras un encuentro casual en un restaurante, cuando uno de los miembros escuchó a Kaplan contarle a un amigo sobre sus años contando cartas.

Kaplan introdujo nueva disciplina y rigor, y eliminó los numerosos errores que habían plagado al equipo hasta ese momento. Llegarían a tener un gran éxito, obteniendo sumas considerables en el transcurso de la década de 1980. Su éxito fue tan rotundo que hasta Hollywood decidió hacerles una película.

El origen del zapato

El 'zapato', que se usa para almacenar las cartas de Blackjack o Baccarat, se originó en Cuba en la década de 1950. Según cuentan, los crupieres cubanos eran muy pobres, y los propietarios de casinos sospechaban que eran susceptibles a las trampas, en especial si les pasaban a los jugadores una o dos cartas de la suerte a cambio de una generosa propina.

El 'zapato' se diseñó para que las tarjetas se escondieran en su interior. Combinado con un aumento en el número de mazos esto ayudó a eliminar las trampas del crupier y condujo a un aumento significativo en la recaudación de los casinos.

Además, a comienzos de este siglo se lanzó la primera máquina de barajado. Conocidos como 'El Rey', dispositivos como este se generalizaron a medida que los casinos buscaban repeler los contadores de cartas.

Esto permite también eliminar la necesidad de que los crupieres pierdan tiempo barajando cartas y aumentan la velocidad a la que se juegan las manos hasta en un 40%.

Donde van las cartas usadas

En los casinos suele haber personas que buscan identificar cartas de alto valor, es por eso que las cartas desechadas se colocan en una bandeja roja translúcida.

Combinado con vidrios polarizados especiales, esto hace que sea más fácil para los crupieres y los equipos de seguridad detectar las tarjetas que han sido pintadas con tintas o sufrieron algún tipo de modificación.

¿Ventaja del jugador?

El blackjack es famoso por su baja ventaja para la casa de entre 0,5%-0,4%, lo que lo convierte en el juego de casino más amigable para los jugadores.

Pero no te dejes engañar por esta cifra, ya que necesitas un estilo de juego realmente desarrollado para lograr este bajo porcentaje; para la mayoría de los jugadores, la ventaja de la casa será mucho mayor.

Sumado a esto, hay que añadir que muchos casinos modifican los pagos a su favor. Además, debes considerar que cuantos más mazos haya, mayor será la ventaja de la casa. Sin embargo, esa regla puede ser engañosa.

Algunos casinos están comenzando a ofrecer una variante que reduce la cantidad de mazos llamada Single Deck. Esto atrae a los jugadores con la promesa de tener solo un mazo en juego, pero lo compensa con pagos menores, que dan como resultado que la ventaja de la casa aumente al 1.6% o más.

Ir a la barra de herramientas