Los chicos malos del tenis

El tenis es considerado como un deporte blanco, una afición de caballeros. No se trata de un tópico, ya que este calificativo tiene un origen histórico. Y es que fueron los aristócratas europeos, que solían vestir de color blanco, símbolo de prestigio y nobleza, los primeros en practicar el deporte del tenis.

Posteriormente, esta disciplina deportiva se fue extendiendo y llegando a muchas más personas y a otros ámbitos como los medios de comunicación, la TV, la industria de las apuestas deportivas e incluso al mundo de la moda.

A pesar de ser considerado un juego de caballeros, el deporte de raqueta más popular de la historia también ha tenido a sus “chicos malos”. Hoy queremos presentarte a tres de ellos, aunque es muy probable que tu afición por el tenis ya te haya permitido conocerlos.

Nick Kyrgios

La estabilidad mental es una de las cualidades con las que no cuenta el talentoso tenista australiano Nick Kyrgios. Con tan solo 26 años, el Bad Boy del tenis ha protagonizado decenas de controvertidas escenas, tanto dentro como fuera de la pista.

Entre algunas de las más sonadas se encuentran dirigirse de malas formas a la grada, destrozar la raqueta contra el suelo, lanzar una silla a la pista, realizar saques de “cuchara” o incluso mostrarse irrespetuoso con los periodistas en la sala de prensa.

Benoit Paire

Benoit Paire
Foto: Stephane Allaman / DPPI - STEPHANE ALLAMAN / DPPI / AFP7 / Europa Press

Por otro lado, nos encontramos al francés Benoit Paire, un tenista más centrado en cualquier elemento ajeno al juego que de intentar mejorar su ranking ATP, en el que solo ha podido llegar al puesto 18.

Tanto es así, que una de sus ocurrencias más sonadas fue hacer una foto con su móvil a la marca de una bola de Stefano Travaglia que consideraba como mala. Todo ello, ¡durante el desarrollo de su partido en el Masters 1000 de Roma!

Por supuesto, Paire recibió un aviso por conducta antideportiva por parte del juez de silla. Aunque esto no pareció preocuparle mucho, ya que comentó que pagaría la multa correspondiente sin problemas.

John McEnroe

Vamos a cerrar este podio con John McEnroe, que no solo fue uno de los mejores sobre la pista, sino también uno de los más polémicos. Habiendo conseguido 7 títulos de Grand Slam y el número 1 en el ranking ATP, Big Mac siempre fue el centro de atención.

Sus pataletas, sus enfados con otros jugadores o los árbitros o los shows que montaba en sus partidos forman ya parte de su leyenda como tenista. Actualmente, con más de 60 años, sigue creando controversia incluso como comentarista de tenis.

Un deporte blanco, a pesar de todo

Como has podido comprobar, hasta un deporte tan noble como el tenis tiene sus “patitos feos”. En cualquier caso, suelen ser excepciones y están más relacionadas con la creación de un personaje de cara al público, que con la verdadera esencia de dichas personas.

Por tanto, si algún día vuelves a ver o a oír que un tenista ha destrozado su raqueta contra la pista o ha tenido una discusión subida de tono con el juez de silla, no se lo tengas muy en cuenta.

Eso sí, si sueles realizar apuestas de tenis, entonces deberías considerar el temperamento de ciertos jugadores antes de realizar un pronóstico a favor de dicho tenista. Un mal día podría no solo suponer su eliminación de un torneo, sino la pérdida de tu apuesta.

De cualquier modo, hablando en términos generales, no olvides que el tenis fue, es y seguirá siendo un deporte limpio y puro. El tenis iempre será un deporte blanco.

Daniel Madrid
Por Daniel Madrid 8 de septiembre de 2021
Ir a la barra de herramientas